Salteado de espinacas y huevo

 

Os voy a dar una idea o truco para “sanear o enverdecer” vuestra dieta. Pensad en un plato que os guste mucho que no lleve verdura, cambiad uno de los ingredientes por la verdura que más os guste, y variad algun tipo de cocción, por ejemplo, de frito a horneado o al vapor. No tendréis el plato inicial pero sí un plato mucho más sano y que recuerda a ese inicial. Por descontado, esta no es una recomendación para que dejéis de saborear de vez en cuando esa receta que tanto os gusta, sino para ir variando, caminando hacia platos más sanos, experimentando, etc. Que de eso trata este blog al fin y al cabo.

El otro día compré unas salchichas con muy buena pinta, elaboradas bastante artesanalmente, o al menos eso parecía. No como salchichas muy a menudo pero de vez en cuando tengo un antojo y las compro. Pensé en lo buenas que están con patatas y huevos fritos, el típico triplete de plato combinado muy socorrido y común, y rico rico, con pan de acompañamiento. Se me ocurrió lo que os digo, “sanearlo un poco” y cambié las patatas por espinacas, el huevo lo hice pasado por agua en vez de frito y las salchichas con dos dedos de agua en la sartén, en vez de fritas. Aquí está el resultado, a mi me encantó. Y al peque también. Podéis hacerlo vegetariano cambiando las salchichas por tofu por ejemplo, y vegano cambiando el huevo por frutos secos. !Será por posibilidades!

 

INGREDIENTES:

1 puñado de espinacas por persona

1 salchicha por persona

1 huevo por persona

2 dientes de ajo

sal, pimienta, aceite de oliva

pan

ELABORACIÓN:

Lavamos bien las espinacas y las picamos, picamos también los dientes de ajo y los salteamos junto a las espinacas durante unos 3 minutos, las espinacas deberían quedar simplemente salteadas, nada más, y el ajo no debe hacerse demasiado o amargará. En otro recipiente pasamos los huevos por agua y en otro hacemos las salchichas, si queréis fritas y si no con dos deditos de agua. Picamos el huevo, cortamos las salchichas y el pan y lo juntamos todo en la sartén donde estaban las espinacas, removiéndolo. Salpimentamos al gusto.

 

 

 

Comentarios

  1. miquel

    2-5-2012
    22:22

    un buen salteado,rico rico
    beso

  2. Sr. Gordipan

    2-5-2012
    22:35

    Me has convencido. Mañana le tiro al salteado cambiando las espinacas por esparragos trigueros, que es temporada y aquí en Alemania están muy bueno y a buen precio. Saludos

  3. Mendruga

    2-5-2012
    23:46

    Cómo se nota que es la época de espinacas! Tengo la nevera llena de frescas y tiernas espinacas recién traídas de la huerta, y hoy en varios blogs cocinaban con ellas(http://tequedasacenar.com/) Viva las espinacas! Saludin

  4. Nuria

    3-5-2012
    8:16

    Oye que hoy compro sálicas, que de vez en cuando apetecen, y me hago este platillo…..beeesos

  5. Heva

    3-5-2012
    13:16

    A sanear!!! los vegetarianos tenemos salchichas vegetales muy ricas para cuando apetece un plato de este tipo ;P

  6. Laube

    3-5-2012
    18:32

    En casa nos gustan mucho las salchichas frescas cocinadas de esa manera; además, podría decirte que a mí me parecen hasta más sabrosas.
    Eso de ir sustituyendo un ingrediente por otro más sano es una postura muy inteligente y que demuestra que, si queremos comer bien, sano y de rechupete, sólo hay que dar un pequeño paso.
    Fenomenal!!!!
    Beistos y besotes

  7. Sara Brownie

    5-5-2012
    19:18

    adoro las espinacas! gracias por la receta, así varío un poco en como preparalas :)

Deja un comentario